El ‘valor’ de las personas…en el interior

El gobierno popular de Castilla-la Mancha acaba de poner en marcha una medida ‘pionera’ para salvar los pequeños pueblos del interior. Su acción no es otra que cerrar las urgencias de los centros de salud “porque cuesta mucho dinero mantener ese servicio”. Esa es la política que ejerce Cospedal y su gobierno con las gentes que todavía pueblan los olvidados rincones de esa comunidad autónoma. Claro, como son pocos y sus votos no provocan excesivo malestar en su partido, pues a quitar atención sanitaria, cerrar colegios y olvidarse del problema. Esa es la sociedad que quieren algunos. Un mal ejemplo. Espero que ese malgobierno de ‘Cospe’, que acabará despoblando las comarcas más deprimidas por falta de servicios, no influya lo más  mínimo en sus compañeros de partido en la Comunitat Valenciana. No me gustaría que A. Fabra y Javier Moliner acaben contagiándose y se olviden de que el interior también existe. Que Xodos y Culla -por poner dos ejemplos- no son solo dos bellas poblaciones para disfrutar el fin de semana y pasear por sus parajes. Allí viven gentes que tienen el mismo derecho a su seguridad personal y de sus propiedades que todos los demás ciudadanos, que necesitan una atención sanitaria como corresponde, que sus hijos también deben tener aulas abiertas y donde la economía tambien se debe impulsar con acciones encaminadas a mantener vivas esas comarcas del interior. El ‘valor’  de las personas no se puede medir según se trate de pueblos pequeños o grandes, de costa o interior.

 

Sobre Julio Sánchez Isarria

Julio Sánchez Isarria, redactor jefe de El Periódico Mediterráneo.